CRÓNICAS INDOCHINAS 1: «En tránsito: la vida en Ningún Lugar»

HNP Desde el aviónSalgo desde mi casa, en Montevideo, a las 6:30 AM del día 12 de febrero, para tomar el bus que me llevará rumbo a Colonia. Desde allí un barco me cruza a Buenos Aires, que es el lugar desde donde sale mi primer avión. Llego a Buenos Aires a las 11:00 AM y paso todo el día allí, entre pizzas y lecturas, haciendo tiempo hasta que salga el vuelo rumbo a Sao Paulo, a las 23:55. Buenos Aires me fascina, como siempre y puedo identificar algunas señales que indican que ya todo ha comenzado.

Finalmente sale mi vuelo de la compañía Turkish Airlines y llego a Sao Paulo a las 3:45 AM. Como imaginarán, dormí en el aeropuerto, en una inhóspita silla; ya que debía esperar hasta las 18:10, que era la hora de salida de mi vuelo rumbo a Londres.

El vuelo es largo, agotador y las horas se van diluyendo entre aviones y aeropuertos, comidas en bandejas de plástico y sueños interrumpidos por las turbulencias.

HNP Vida en los aeropuertosLlego a Londres a las 7;30 de la mañana; mi vuelo sale rumbo a Bangkok a las 14:55. ¡Me aburro, sí, muchísimo! Entro a internet, se me agota el tiempo de conexión, leo los libros que traje conmigo, los abandono, los retomo, … ¡Ya sólo quedan diez horas y media de vuelo hacia Bangkok y estaré junto a mis amigos empezando un viaje fantástico! Pero también siento el cansancio, el aburrimiento, el peso de las horas y los babélicos idiomas aeroportuarios agitándose en mi conciencia.  Ya es el 14 de febrero: hace dos días que salí de casa y sigo en tránsito. El vuelo hacia Bangkok no se me hizo muy largo y tras pasar los controles y recoger mi mochila, me salen al encuentro Daniel y Roberto que me esperaban en la sala. 15 de febrero: 9:30 AM (hora tailandesa): fin del tránsito, comienzo de la aventura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *